PDA

Ver la Versión Completa : La derecha traiciona tambiÉn a la naciÓn espaÑola



El Capitán Trueno
18/12/2010, 11:26
España como nación navega a la deriva hacia la implosión definitiva, y nadie parece que vaya a impedirlo. No lo va a hacer la izquierda mayoritaria, que hace años adoptó la alianza estratégica con los separatistas para disfrutar del poder mientras pudiera, aunque se caminara lentamente hacia la disolución de la nación. Y no lo va hacer la derecha, la derecha nacional, que ha tomado recientemente decisiones estratégicas que dan el golpe de gracia a la nación española.

En efecto, una buena parte de la derecha siempre ha definido la conquista del poder de manera tan pragmática como la izquierda, y ha apostado por la antigua y rancia idea de la CEDA, la confederación española de derechas autónomas. A tal efecto Rajoy -y con él la dirección del PP- hace dos años optó por ella pensando en la futura alianza con los separatistas catalanes y vascos para alcanzar la Moncloa. Pero se mantuvieron firmes en defensa de la nación española personajes importantes del PP como Esperanza Aguirre en Madrid –alternativa sin duda a la figura de Mariano Rajoy- y otros dirigentes del partido. Pero especialmente relevante era el papel jugado por la derecha mediática, desde Intereconomía a El Mundo pasando por Veo TV y esRadio, firmes defensores de lo que nos une a los españoles, de la nación de ciudadanos libres e iguales en derechos.

Por tanto la situación era que las direcciones del PSOE y del PP optaban por la confederación y por ende por la disolución de la nación en una larga marcha hacia la implosión de España, mientras que firmes reductos en la derecha y en la izquierda seguían defendiendo la igualdad de los ciudadanos españoles, Esperanza Aguirre y ciertos medios de comunicación desde la derecha y el nuevo partido emergente, la UPyD de Rosa Díez, desde la izquierda.

Pero todo ha cambiado cuando esta derecha nacional ha decidido defender sus intereses políticos partidistas traicionando el concepto de nación, tan discutido por Zapatero, y abandonando la defensa de la nación española, dejando a la izquierda nacional sola ante el peligro.

Primera demostración: en las elecciones catalanas han apoyado sin escrúpulos -y resucitado- a un partido muerto como Ciutadans, un partido catalán y localista, que en las últimas elecciones europeas habían sacado en Cataluña 7.000 votos frente a los 16.000 de UPyD, y han ninguneado al único partido nacional que se presentaba en Cataluña con un proyecto de regeneración nacional, UPyD. Por ejemplo, Albert Rivera, de la mano del expresidiario Mario Conde, ha imperado en medios como los de Intereconomía. En El Mundo y esRadio han hecho algo parecido.

Segunda demostración: el líder de los empresarios madrileños, Arturo Fernández, que no mueve un dedo sin el beneplácito de Esperanza Aguirre, ha tomado una decisión asombrosa: apoyar al separatista Joan Rosell para la presidencia de la CEOE. Este catalán secesionista participó en la manifestación mussoliniana del 10 de Julio contra el Tribunal Constitucional, lo que fue un remedo de la 'marcia su Roma', siguiendo la ideología fascista de que una nación está por encima del imperio de la Ley. ¿Por qué Esperanza Aguirre prefiere a un separatista catalán al frente de la CEOE?

Bien, la derecha, ninguna derecha, defiende ya la nación española. ¿Podrá el partido de Rosa Díez defenderla en solitario?

agente t
09/01/2011, 12:24
De lo de la patronal no digo nada por desconocimiento del asunto aunque es trágico que esté presidida por alguien que ha participado en una protesta callejera contra una sentencia del Tribunal Constitucional, pero en qué puede sorprendernos una asociación empresarial financiada por el Estado de escasa representatividad.

Con respecto a Ciudadanos, dos cosas: no es un partido de derechas, por lo que la opción de los medios opositores de derecha está entre dos opciones de izquierdas de similar perfil moderado, pero una con mejores espectativas y arraigo que la otra.